miércoles, 31 de mayo de 2017

MONTE CILDÁ DESDE SEL DE LA CARRERA.

En Monte Cildá se ha documentado un campamento romano de campaña. Más al norte se encuentra La Espina del Gallego, castro prerromano.
 Nos dirigimos al campamento romano, a 1065 metros de altitud y pasando por la localidad de Sel de la Carrera.
 Varios pueblos de la comunidad comienzan con el vocablo SEL, que viene a significar un espacio abierto o prado dentro del monte donde se reúnen lo ganados para dormir o sestear.
Cabaña con escalera de piedra, prado cercado con la pared pasiega y árbol que da sombra a la cabaña. El paisaje se repite en gran parte de Cantabria.
 Dos hermosos ejemplares de roble despiertan la curiosidad del ciclista, quizás esté cubicando la leña que se podría obtener de ambos.
 La raza tudanca está especializada en el aprovechamiento de estos pastos de altura.
 Y en la cumbre en vez de la típica foto del mojón o vértice geodésico, ponemos el potrillo.

 Por suerte Sel de la Carrera aún cuenta con una  cantina, la escuela tuvo que cerrar.

lunes, 22 de mayo de 2017

PROVINCIA DE BURGOS. BELLEZA ESCONDIDA.

 "Nilo. el viejo, tuvo que vender la última parcela para criar a Nilo, el joven; se quedó sólo con los nogales y las colmenas".
 Siestas con viento sur. Miguel Delibes.
 Para encontrar esta escondida belleza burgalesa nos desplazamos hoy a la comarca de Sedano y Los Altos. No nos faltan argumentos para calificar el territorio como muy interesante para el visitante, paisaje, historia, románico, tranquilidad...
 Parte de la extensa iconografía del románico está resumida en esta portada de la iglesia de Moradillo de Sedano.
 Mucho hidalgo por toda la zona debió de vivir, así lo atestiguan los innumerables blasones sobre las casas solariegas de los distintos pueblos que cruzamos.
 La Hoya de Huidobro acoge a lo que queda del pueblo y su iglesia semiderruida. Un lugar con mucho encanto.
 En Cortiguera hacemos la parada principal, recreándonos con las vistas del paisaje y la arquitectura de algunas de sus casas. Marcas de canteros en los dinteles de la puertas, cruces, compases, llaves... masones....
 No se si habría riqueza para tanta hidalguía, o quizás alguno era pobre de solemnidad y sólo conservaba el título. En todo caso, claramente la zona ha venido a menos. Qué desolación y que desazón ver las iglesias semiderruidas en tres pueblos consecutivos por los que pasamos.
      Lo que no acusa el paso del tiempo es el gran Cañón del Ebro que tenemos a nuestros pies.
Un pequeño mapa guía de la zona, centrado sobre todo en la Hoya de Huidobro.
https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=17872095

sábado, 13 de mayo de 2017

VERDINAS CON ALMEJAS


Hoy, me voy a trasladar a la vecina y maravillosa Asturias gastronómicamente hablando cocinando un plato típico de la zona.
Estas alubias o fabes son un manjar por su elevado coste, debido a la dificultad en el momento de su recolección. Sólo por poner un ejemplo...si se dejan secar al sol, se quedan blancas y pierden el sabor y color verde tan particular que tienen.
Vamos al lío!.
Ingredientes: 
1/2Kg de verdinas, 1 cebolla blanca o cebolleta, 1 zanahoria, hoja de laurel (opcional), cabeza entera de ajos, aceite, almejas, gambas o langostinos, vino blanco y sal.
Elaboración: 
Las hemos tenido en remojo durante toda la noche.

1-- Al día siguiente, las colamos, añadimos una zanahoria, la cebolla, la cabeza entera de ajos, chorrito de aceite, el laurel y sal. Llenamos de agua fría hasta cubrir. Tapamos y las dejamos hervir "piano a piano", al menos durante dos horas hasta que estén tiernas. (Se pueden hacer en la olla si hay prisa).
3-- En una sartén, sofreímos una picada de ajo y perejil. Añadimos las almejas, un vaso de vino blanco y tapamos hasta que estén abiertas. Retiramos y guardamos todo.
4-- Pelamos los langostinos o gambas en crudo. 
5-- Las cabezas, las freímos con u poco de aceite, un poco de vino blanco y agua. Las vamos machacando hasta que suelte todo el jugo. Pasamos por el chino y reservamos.
6-- Una vez tenemos las verdinas tiernas, añadimos las colas de las gambas en crudo, las almejas con su salsa, el jugo de las cabezas y lo dejamos un poco más rectificando de sal si hiciera falta.


Están como digo yo...¡" Qué te mueres "!


martes, 25 de abril de 2017

ERMITAS Y EREMITORIOS RUPESTRES EN VALDERREDIBLE Y ALFOZ DE BRICIA. RECORRIDO EN BICI.

" Los españoles han hecho inmensos descubrimientos en el nuevo mundo pero no conocen aún su propio continente: hay en sus ríos algunas zonas que todavía no han descubierto, y en sus montañas,  naciones que les son desconocidas.".


Charles de Montesquieu. (1689-1755)
A golpe de pedal y siguiendo la lectura de Montesquieu, nos adentramos en un precioso tramo del Río Ebro y bajo las montañas de la comarca de La Lora. Estamos en el Valle de Valderredible y también cruzaremos algún pueblo de las provincias de Palencia y Burgos.
 Durante un recorrido circular de setenta km pasaremos por las más importantes ermitas rupestres de la comarca. Aún hay más en la vecina Palencia, quizás en otra ocasión las visitemos.
Hoy empezamos en la llamada catedral de las rupestres de Valderredible, Santa María de Valverde.
 La ermita se utiliza como iglesia abierta al culto y contiene en su interior una pila bautismal del S. X y una bonita imagen de la Virgen  Lactante del S. XVI. 
 Los estudiosos no se ponen muy de acuerdo sobre el origen de tales eremitorios pero leyendo un poco de aquí y otro poco de allá y haciendo caso al párroco y estudioso de la comarca Don Julián, podemos fecharlas en los primeros siglos de la era cristiana. 
 Algunas más sofisticadas que otras dependiendo del tamaño de la roca madre, esta es la de Arroyuelos, muy próxima a la Colegiata románica de San Martín de Elines.
 Y esta otra de gran envergadura se encuentra próxima al vecino pueblo burgalés de Presillas.
 No deja de tener su encanto la pequeña ermita de Cadalso. Y el encanto es recorrerlas pausadamente, un rato por caminos entre corzos, grillos y pájaros y a menudo por tranquilas carreteras.
La última de la jornada ha sido la de Campo de Ebro, escondida tras la iglesia actual.
Quizas la explicación a lo que sugiere Montesquieu en la frase del encabezamiento haya que buscarla en esta otra anterior de Baltasar Gracián: "Celarse a muchos, abrirse a pocos, no exhibir los vados para evitar el fácil tránsito"
La comarca necesita un gran empujón, y para valorar y querer los lugares hay que conocerlos, en esta ocasión no hacemos caso del consejo de Gracián. Aquí queda expuesta esta interesante  ruta.
Puede verse el recorrido en el siguiente enlace:
https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=17424162

martes, 28 de marzo de 2017

PEÑAMELLERA ALTA Y CABRALES. ASTURIAS EN BICI.

"A veces, los ojos en el suelo y los pensamientos en las nubes...." (Manuel Llano. Dolor de tierra verde.)
 Tiene mucha razón el poeta. Pero no en el día de hoy, hoy nuestros pensamientos están en la tierra y nuestros ojos en el cielo, y mirando al cielo nos tropezamos con los Picos de Europa, y mirando al suelo con preciosos paisajes y pueblos de la geografía asturiana.
 Peñamellera Alta y Cabrales serán lo concejos por los que nuestras bicis rodarán en esta encantadora mañana primaveral. El campanario de Alles  quiso competir en grandiosidad con la peña que da nombre al concejo.
 "Los ricos siempre se encariñan, cuando son ricos, por el lugar donde han sido pobres". Grande, Miguel Delibes, refiriéndose a los indianos. Estaba el botero Luis releyendo El Camino y se encontró con esta joya descriptiva del maestro.

Para todo hay tiempo cuando el tiempo transcurre pausado, desde tertulia literaria hasta largos silencios contemplando el panorama.
 Y entre el silencio y alguna risotada que otra, que de eso se trata básicamente, hemos llegado al pueblo cabraliego de Arangas, famoso por su tejo y por su queso. Unos le echan quinientos, otros ochocientos y hay quién opina que puede ser un milenio. Nos referimos a la edad de tan majestuoso árbol. Compramos una cuña del nombrado queso y dejamos al tejo en el mismo sitio que lo encontramos y con su guardián tranquilo.
 Descenderemos hasta encontrarnos con el río Cares en Arenas y desde allí rumbo a Camarmeña, pueblo ya metido en los Picos.
 Teníamos reservada mesa, mantel, y panorámica hacia el Naranjo de Bulnes. No nos falló la reserva, las vistas eran maravillosas, y el menú digno del mejor chef. Queso de Cabrales, queso de Alles, tortilla española, un paté francés y un hambre de mil demonios después de la subida al pueblín. La bota se quedó escasa. 
 Impresionante.
No es comparable viajar en automóvil a hacerlo pedaleando suavemente por la carretera a orilla del Cares. Y este precioso puente de lomo de asno sale a nuestro encuentro.
 Ya estamos en Peñamellera Baja, supongo que lo de Mellera derive de miel, en Alles la tenían, y muy rica.
 Hasta tres cantinas conocemos hoy, La Bolera en Alles con más de ochenta años de historia, según nos explica el paisano. La de Arangas, donde tomamos los blancos con un poco de chorizo de pueblo...
.. y la de la despedida, el nuevo Resbalón de Panes. Hemos de aplaudir el empeño de sus dueños en mantener el establecimiento de tienda-bar o tienda mixta o cantina. Aplaudimos la valentía y el coraje de poner en marcha dicho local, cuando lo que vemos y oímos es que a estos pequeños negocios les quedan los días contados.
 Y entre trago y trago, Sito no se resiste a poner en práctica lo que de pequeño bien aprendió y ahora recuerda al ver al pisano desgranar el maíz. Nos dice que lo llevará a moler el molino maquilero de Mier, que un señor de avanzada edad lo pone a funcionar siempre que la presa tenga agua. Y que nada tiene que ver la textura de la harina molida en piedra a la que se obtiene en un molino eléctrico.
https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=16971334

sábado, 11 de marzo de 2017

LAMASÓN Y MIRADOR DE SANTA CATALINA. RUTA BTT.

Este grupo de aficionados a recorrer parajes barrunta ya la primavera. En esta ocasión elegimos una comarca peculiar del interior de Cantabria. El Valle de Lamasón y Peñarrubia.
 La iglesia de Sobrelapeña  será referencia en buena parte de la ruta circular  que haremos, pues nos guiará cual faro de costa.
 La comarca es eminentemente ganadera. Todavía se abona el prao en pequeños montones de estiércol para luego esparcirlos con el horcón.
 Cada finca con su invernal  y cercada con recias paredes hechas con maestría.
 No somos los únicos que barruntamos la nueva estación, la tudanca acaba de parir la noche anterior, adivinando ya la salida del pasto que hará que la leche acuda en abundancia para saciar al ternero, y sino es en abundancia al menos sí en calidad.
 Lo mismo sucede con la oveja, no es casualidad que la gestación finalice con el inicio de la estación rica en pastos.
 Vamos ascendiendo hasta encontrarnos con el bosque de hayas y aún más arriba con los abedules. Aquí faltan días para notar cambios aunque los pájaros ya están alborotados.
 Está siendo un invierno de los más secos que se conocen. Peña Sagra, por encima de nosotros, aún mantiene nieve pero no en la cantidad regular para la fecha .
 Magnífico ejemplar de castaño que nos encontramos llegando a pueblo de Cicera.
 Y desde dicho pueblo ascenderemos un par de pindios km hasta alcanzar el mirador de Santa Catalina, preciosa atalaya sobre el desfiladero de La Hermida y con buenas vistas a Los Picos y a la Montaña Palentina. Y espectacular sitio para deshacer la mochila y dar cuenta del bocadillo y la bota.
 Buena muestra de lo que fueron las viviendas hace ya unos años es esta fachada de entramado de madera y toba, con dos únicas estancias. El modo de vida de entonces lo dejamos a la imaginación de cada cual.
 Bella iglesia románica, Santa Juliana, en Lafuente.
 Y más muestras de arquitectura popular, solanas, pajares, grandes aleros que resguardan la leña.
https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=16740859